sábado, 26 de septiembre de 2009

La playa


Y qué mas da que estemos en alerta naranja
por grandes lluvias en la isla .
Las vacaciones son las vacaciones y cuando uno recorre miles de kilometros para estrenar un flotador, hacer un castillo de arena a prueba de olas o dar rienda suelta a ese sueño obsesivo de luz sol y transparentes aguas , un minuto de playa robado a la tormenta es una joya que no se puede desperdiciar, por muchas noticias pasadas por agua que nos dedique la TV .
Ver venir de frente una tormenta desde la playa , sentir su olor y el murmullo de las primeras gotas es mucho más emocionante.
Foto : SOU
( Menorca Son Xoriguer )

3 comentarios:

Bohemia dijo...

lluvia y mar, el binomio perfecto para mí desde la orilla...¿porqué será que mi elemento es el agua?

:o)

Anónimo dijo...

Mirada al vacio....Que delicia poderla sentir ......!
Enhorabuena!

Rosalmor dijo...

Si...a mi mente acuden los dias de playa...el olor a sargazo el sabor a sal...y la diversiòn familiar...