sábado, 25 de julio de 2009

Mi joyero


Quien me iba a decir a mí que iba a encontrarme esta mañana con aquella maravilla de pendientes de" perlas rojas" que colaga de mis orejas cuando niña tras el pollo frio con patatas y antes del vaso de leche tibia con galletas.
Toda una delicia
volver a reencontrarse con momentos aparentemente olvidados
y saborear entre sonrisas de añoranza, toda la carga emocional que te regalan.


Foto:SOU

3 comentarios:

jorge leon dijo...

llega un momento en nuestras vidas que las añoranzas dominan nuestro escenario cotidiano

jorge leon dijo...

llega un momento en nuestras vidas que las añoranzas dominan nuestro escenario cotidiano

Bohemia dijo...

:o)


Hace unos días vi una peli iraní "El silencio", se me ha venido a la mente tras leerte...

Échale un vistazo. Adoro sus movimientos...

http://www.youtube.com/watch?v=kKMcJdon4kI&feature=related